Con la automatización, llegan los ciberataques…

Se abre la veda para que los cibercriminales puedan tener acceso a los coches

0

La digitalización y la automatización han hecho la vida del conductor más fácil y cómoda. Sin embargo, no es oro todo lo que reluce. Este intercambio de información continuo entre el vehículo y su entorno ha abierto la veda para que los cibercriminales puedan tener acceso a los coches.

Por este motivo, la empresa de ciberseguridad española especializada en hackeo All4Sec recomienda tomar una serie de precauciones al igual que hacemos con los ordenadores, con el fin de evitar que el coche sea víctima de un ciberataque.

Primeramente, la compañía aconseja ser conscientes de que los automóviles son vulnerables y asumir que ningún coche es inmune a ser manipulado. Aseguran que la única forma de reducir el riesgo de que nuestro vehículos sea hackeado es entendiendo que hay partes que pueden ser vulnerables y, por tanto, hay que mantenerse siempre alerta. Asimismo, el usuario debe mantener actualizado el software de su coche con las versiones proporcionadas por el fabricante.

A su vez, los expertos de All4Sec aconsejan escanear los dispositivos USB antes de conectarlos a un vehículo –ya que son los caballos de Troya más frecuentes a la hora de instalar software malicioso en los dispositivos-. También se recomienda apagar la función Wi-fi y Bluetooth cuando no se esté utilizando para evitar correr riesgos innecesarios.

La comodidad no implica que haya que bajar la guardia con respecto a la ciberseguridad de los vehículos. De este modo, otro aspecto importante a tener en cuenta es vigilar siempre qué programas y aplicaciones se descargan ya que una de ellas podría ser una amenaza de seguridad para hacerse con el control del vehículo.

Asimismo, se debe vigilar el uso de las llaves del coche para que no roben su señal. Lo que, a su vez, está relacionado con proteger el mando cuando no se esté utilizando. Hoy en día la única manera de garantizar que no tomen el control del mando del vehículo es poniéndolo en un sitio –en bolsas especializadas, por ejemplo- desde el cual los cibercriminales no puedan acceder a la señal, y así evitar que alguien nos duplique el mando.

Por último, All4Sec recomienda prestar especial atención a lo que se conecta al OBD2 –puerto de comunicaciones accesible en el coche que permite diagnosticar, programas o codificar los múltiples dispositivos electrónicos del vehículo- ya que podría proporcionar una puerta trasera por donde los cibercriminales accedieran al vehículo.

Dejar respuesta

Introduce tu comentario!
Introduce tu nombre
Información sobre protección de datos
Responsable: Market Version Press.
Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios.
Legitimación: Tu consentimiento.
Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
Destinatarios: Tus datos se alojarán en los servidores de CDMON 10DENCEHISPAHARD, S.L. (UE).
Contacto: prensa@autopos.es
Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.