Ernst Prost se despide de Liqui Moly

0
Ernst Prost in seinem Schloss Leipheim. Prost ist Geschäftsführer von Liqui Moly. Das Schloss hat er 2005 für rund 300000 Euro gekauft und dann saniert.

«Es una gratificación adelantada de 2222 euros a cada uno de los empleados de la empresa para el ejercicio 2022. Una especie de impulso motivador que debe estimular adicionalmente para que este año volvamos al nivel de beneficios anterior al coronavirus», explica el jefe Ernst Prost.

Los copartícipes del productor de aceites de motor de Ulm se quedaban boquiabiertos al recibir un correo electrónico del jefe saliente, Ernst Prost. El 22/2/2022 a las 22:22 horas. Dentro había no solo palabras de agradecimiento, sino también una verdadera sorpresa. Porque nadie se hubiera esperado otra prima, porque este mes ya se había pagado una bonificación de 2000 euros en concepto de participación en los beneficios. Ahora llegaban 2222 euros más, incondicionales. «Por la primera prima, recibí numerosos agradecimientos cargados de emoción y los mejores deseos para mi jubilación», en palabras de Ernst Prost.

«Este dinero es una auténtica bendición para muchos que trabajan en la empresa». Todo se encarece y los aumentos salariales según las tarifas establecidas se los lleva por delante la inflación», describe Ernst Prost. Él quería hacerle la despedida fácil a su querido equipo y, al mismo tiempo, gratificarle por adelantado para el ejercicio en curso. «Este año también será duro». Nos inundan los pedidos, pero seguimos sin conseguir suficiente material o materias primas. Tenemos que currar de sol a sol. Lo que puedo hacer todavía para despedirme, junto con el director general, Günter Hiermaier, que ahora lo será en solitario, es premiar el rendimiento de nuestros hombres y mujeres. El objetivo declarado es reengancharse a los gloriosos años antes del coronavirus. No solo para volumen de ventas, sino también en los beneficios», explica así Ernst Prost su plan. La empresa necesita los beneficios para realizar las necesarias inversiones futuras. «Tenemos muchos planes: Ampliación de la producción en Ulm, un nuevo almacén central en Saarlouis, creación de nuevos puestos de trabajo. Y, por supuesto, vamos a pagarlo todo con nuestros propios medios, nada de créditos. Mi sucesor, Günter Hiermaier, seguirá por la misma senda», concluye Ernst Prost.

Aquí encontrará la carta interna a los compañeros.

Ernst Prost ha imprimido su carácter a LIQUI MOLY durante décadas y lo ha convertido en lo que es hoy en día. Ernst Prost se incorporó a LIQUI MOLY en 1990 como director de marketing y ventas. En los años siguientes compró la empresa sucesivamente y la convirtió en un «actor global». Desde la última crisis económica mundial de 2008, aquellas ventas de 232 millones de euros se han triplicado y el número de empleados de entonces, 438, se ha más que duplicado. A finales de 2017 vendió su participación empresarial al Grupo Würth, pero mantuvo su responsabilidad como director gerente.

Autopromotec 2022
Artículo anterior«La guerra de Ucrania tensionará los mercados»
Artículo siguiente«Apostamos por proveedores de futuro»

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here
Información sobre protección de datos
Responsable: Market Version Press.
Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios.
Legitimación: Tu consentimiento.
Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
Destinatarios: Tus datos se alojarán en los servidores de CDMON 10DENCEHISPAHARD, S.L. (UE).
Contacto: prensa@autopos.es
Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.