Ho, ho, ho… Feliz Navidad

0
A falta de competición deportiva por fechas estivales y que el mercado de fichajes está tan congelado como el ambiente que hace en la calle, tan sólo nos queda valorar (en el último post del año) la situación y los hitos conseguidos por el deporte español a lo largo de este 2010. Y mi nota es de sobresaliente.

El anuncio en el que Rafa Nadal, Pau Gasol y Andrés Iniesta cantan al estilo niños de San Ildefonso los logros conseguidos en 2010 es el mejor ejemplo de lo bien que ha funcionado el deporte español durante este año.

Triplete en motociclismo; tricampeones de Europa en Camión GP; Alonso luchando por el título hasta la última carrera; Nadal número uno del mundo; Gasol haciendo historia en la NBA… el fútbol sala, la natación sincronizada, mundial de natación, y etc, etc, etc…

Pero si de algo nos sentimos más que orgullosos es de nuestra estrella en la camiseta de la selección nacional absoluta de fútbol. La primera de nuestra historia conseguida en el primer mundial celebrado en África. De aquel gol de Iniesta tras un partido bronco y lleno de sobresaltos. De aquel salto de alegría y de aquella celebración hasta altas horas de la madrugada. De aquella euforia, de aquel descontrol… Todos recordaremos dónde y qué hicimos ese día 11 de julio de 2010. Eso será lo más bonito.

En 2010 se pisó la cima del fútbol mundial por primera vez. Se coronó el puerto más deseado y que más se resistía. Se cumplió el sueño que cientos de personas desearon durante décadas y que algunos se fueron sin ver. Si por algo recordaremos la primera década del siglo XXI, será por lo que ocurrió en Sudáfrica.

Por ello la selección española de fútbol es para mí el personaje nacional del año. Gracias a ellos pudimos olvidar, durante al menos unos minutos, la dura realidad que afrontamos y que debemos combatir con ganas, optimismo y entusiasmo durante el 2011.

Un año más, es el deporte español el mejor valor, la mejor imagen, y nuestra mejor propaganda hacia el exterior. La mejor cara de España al resto del mundo. Pero nada de esto ha servido para conseguir la organización de unas olimpiadas o un mundial de fútbol. Ahora desde Valencia se vuelve a la carga, quieren ser sede olímpica… ¡que Dios pille confesados a los valencianos!

Y pienso, ¿Por qué no utilizamos tanto éxito deportivo (con la cantidad de dinero que da el deporte) para salir de la crisis? ¿No buscamos nuevos modelos de negocio? Ya se habló hace tiempo de un Ministerio de Deportes, pero ahí se quedó el proyecto… en habladurías. Además, si de todos nosotros salen las becas de muchos deportistas y los patrocinios de muchos deportes, ¿por qué no se puede sacar tajada de la “era de oro del deporte español” para mejorar nuestra situación? Brilla, ilumina tu país.

Feliz Navidad y feliz año 2011.

Felipe Sierra.

Elring

Dejar respuesta

Introduce tu comentario!
Introduce tu nombre
Información sobre protección de datos
Responsable: Market Version Press.
Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios.
Legitimación: Tu consentimiento.
Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
Destinatarios: Tus datos se alojarán en los servidores de CDMON 10DENCEHISPAHARD, S.L. (UE).
Contacto: prensa@autopos.es
Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.