“Construir una empresa conjunta es lo más complicado, está claro”, señalaba Lluís Tarrés (Serca), respondiendo hasta dónde podían llegar la relación. “Y no sólo para IDAP, también para nuestras sociedades, en el caso de Serca o ASER”, incidía José Luis Bravo, gerente de este último…

Se estaba hablando de consolidación, de lo que Tarrés algo sabe: “En 2018 nuestro congreso se denominó ‘Sinfonía de consolidación’, yo estaba en eso, pero poner de acuerdo a tanta gente es una empresa imposible. El camino ha de ser otro”. Bravo volvía a estar de acuerdo: “Yo le he dado muchas vueltas, y ya no con IDAP sino con ASER. Parece como si nos tuviéramos que empeñar en unir accionarialmente todos los negocios, pero puede haber otros modelos de consolidación que no pasen porque el socio integre su negocio en una única sociedad”.

Enrique Almendros (Grupauto) mostraba su escepticismo: “Es que no sé por qué hay tanta presión con las consolidaciones… Nos las quieren meter por narices; ¿por qué?”. Junquera (Andel), lo sentía igual: “Es que de verdad existe esa presión, que los medios de comunicación es de lo que más hablan”.

“La consolidación no tiene por qué ser a través de vender y comprar empresas. La idea es crear un ‘holding’. Todos seguiríamos siendo independientes, pero podemos decidir que esa sociedad, de la que cada uno de nuestros grupos es socio, se responsabilice de todas las compras… Lo que está muy claro es que es más fácil ponernos de acuerdo cinco que doscientos”.

“Pero la realidad es otra”, apuntaba José Luis Bravo (ASER): “En el tiempo que llevo en el sector, que va para diez años, ¿qué ha pasado? Fichas que se mueven en el tablero, unos desaparecen, otros ganan, unos crecen, otros decrecen, ¿pero qué consolidación ha habido?”. Manuel Alcalde (Holy Auto) lo tenía claro: “Hay quien compra para coger mercado y el que quiere vender es porque no tiene sucesión, pero no se puede hablar de consolidación”.

Y aunque algunos movimientos de consolidación hay (“lo que está haciendo AD Parts es muy inteligente”, se escuchó decir), en IDAP se plantean distintas fórmulas para abordarla.

Empezaba José Luis Bravo (ASER), refiriéndose a grupos como el suyo: “A los socios hay que hacerles accionistas de tu compañía, no comprarles su sociedad”. (El caso por otra parte de algunos de los presentes). Y Lluís Tarrés lo llevaba a IDAP: “La idea es crear un ‘holding’, proyecto en el que ya estamos trabajando (“sociedad gestora, de carácter comercial, cuya principal o única función es la de administrar otras sociedades o compañías”, en una de sus definiciones). En el caso de IDAP, todos seguimos siendo independientes, pero podemos decidir que esa sociedad, de la que cada uno de nuestros grupos es socio, se responsabilice de todas las compras, de modo que quien nos quiera vender a cada uno de nosotros se le derive al ‘holding’, que negocia los embragues, los frenos… para todos. Lo que está muy claro es que es más fácil ponernos de acuerdo cinco que doscientos”.

Manuel Alcalde (Holy Auto) introducía un matiz a considerar: “Está claro que no se puede preguntar a los socios de cada uno de los grupos si entre todos participamos de una misma sociedad. Somos cada una de las organizaciones que representamos las que tenemos que crear una sociedad con más o menos participaciones cada uno, pero en nuestro caso nunca hemos tenido que poner ni un euro. Y mientras siga siendo así, mis socios no pondrán ningún problema”. Y José Luis Bravo (ASER) estaba de acuerdo: “Nuestro caso es similar. La solución es capitalizar parte de los beneficios que esa sociedad vaya generando”.

Volvía a la carga Lluís Tarrés (Serca): “La consolidación no tiene por qué ser a través de vender y comprar empresas. Se puede consolidar teniendo mando en plaza, influyendo. Serca y Holy Auto podríamos estar ya consolidando, pero no porque participemos accionarialmente del otro, sino porque yo estuviera en el comité de dirección con Manolo (Alcalde)”. Enrique Junquera (Andel) mostraba sus dudas: “Normalmente si no tienes participación económica poco puedes decidir”. “No es verdad”, se apresuraba a intervenir Tarrés: “Podemos crear un ‘holding’ para guiar las compras que esté participado por cada uno de nosotros, pero imaginemos que no es una sociedad, que sólo es una oficina que pagamos los gastos de manera conjunta. Y a esa oficina le damos la responsabilidad de comprar diez familias de producto… Ya sería una consolidación importantísima…”.

José Luis Bravo (ASER) lo veía claro: “La configuración del mercado no la vamos a cambiar, cuando además supone una barrera para que entren desde fuera por nuestra tipología de negocios; por lo que sin duda la manera inteligente de consolidar es esa; creando una estructura superior que influya sobre todo lo demás”. “Estoy de acuerdo”, asumía un ya convencido Enrique Junquera.

Artículo anteriorDelphi Technologies presenta nuevas piezas para el Tesla Model S
Artículo siguienteASER se hace transparente

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here
Información sobre protección de datos
Responsable: Market Version Press.
Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios.
Legitimación: Tu consentimiento.
Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
Destinatarios: Tus datos se alojarán en los servidores de CDMON 10DENCEHISPAHARD, S.L. (UE).
Contacto: prensa@autopos.es
Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.