TRW presenta su nuevo programa de muelles de suspensión “con calidad de equipo original”

0
TRW Automotive Aftermarket ha lanzado un nuevo programa de muelles de suspensión "con calidad de equipo original" para complementar su gama de amortiguadores.

Los muelles de suspensión desempeñan un papel fundamental en la capacidad de frenado. También son uno de los elementos con mayor fatiga y desgaste. Según TRW, “el muelle se sitúa en la parte superior del amortiguador y es esencialmente un dispositivo para almacenar energía vertical. El golpe que recibe la suspensión de un vehículo cuando la rueda pasa por una ondulación en la carretera es absorbido por el muelle. El movimiento vertical resultante es atenuado por el amortiguador. De este modo, si un muelle está desgastado, se puede apreciar una reducción en la capacidad de absorción de las irregularidades de la carretera por parte del vehículo, siendo excesivamente mayor el movimiento vertical. Si se rompe un muelle el vehículo debe llevarse al taller por la falta de seguridad que supone conducirlo y porque puede provocar daños a otras piezas de la suspensión”.

Destaca la compañía que “todos los muelles de TRW se fabrican con las especificaciones de equipo original. Instalar uno de inferior calidad puede afectar a la conducción además de tener un efecto negativo en la capacidad de frenado. Los muelles de TRW se fabrican con varilla ahusada y con grueso constante, siguiendo el método de Equipo Original para cada aplicación. La varilla ahusada es una técnica cada vez más empleada por los fabricantes ya que combina un efecto progresivo, que se adapta al peso del vehículo, con menor ruido y un montaje eficiente”.

La sustitución de los muelles supone un trabajo intenso y el número de muelles disponibles puede ocasionar confusión en la selección. TRW ofrece 899 referencias para dar una cobertura óptima al parque de vehículos europeos. Además, un montaje incorrecto puede duplicar el coste de la reparación. Así, cuando la pieza de equipo original tiene un código de color, las referencias de TRW son catalogadas con el mismo código para minimizar la posibilidad de error. También incluye en el propio muelle un etiquetado muy claro para indicar la posición de montaje.

“Estamos trabajando duro para concienciar a los clientes, talleres y conductores de que los muelles, junto con los amortiguadores, deberían revisarse cada 20.000 kms. Estos componentes, críticos para la seguridad, son vitales para el bienestar del conductor y el correcto funcionamiento del vehículo”, concluye el fabricante.

Elring

Dejar respuesta

Introduce tu comentario!
Introduce tu nombre
Información sobre protección de datos
Responsable: Market Version Press.
Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios.
Legitimación: Tu consentimiento.
Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
Destinatarios: Tus datos se alojarán en los servidores de CDMON 10DENCEHISPAHARD, S.L. (UE).
Contacto: prensa@autopos.es
Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.