Volvo sólo venderá eléctricos puros en 2030

Ni siquiera híbridos...

0

Volvo (su división ‘Cars’) quiere tomar posiciones para liderar el segmento de vehículos eléctricos ‘premium’ -así lo denominan ellos mismos- anunciando la meta de convertirse, en 2030, en un fabricante de vehículos sólo eléctricos puros: “En esa fecha, el objetivo es vender solo vehículos eléctricos puros e ir eliminando de la gama global de productos los motores de combustión, incluidos los híbridos”, destacan.

Nueve años aún les quedan por tanto de vender vehículos convencionales, y por tanto muchos más al mercado de posventa para atenderlos. Si todas las marcas tomaran una decisión similar, matriculándose en el mercado español un millón de vehículos cada año, se tardarían cerca de dos décadas a partir de la fecha indicada, en este cas 2030, en hacer desaparecer los más de veinte millones de automóviles con tecnologías de combustión. Puede que algo menos… En cualquier caso, de 2030 a 2050 -o 2045, 2043, o incluso 2040- habría tiempo de adaptarse, aunque no cabe duda de que una apuesta como esta hecha por una marca como Volvo Cars resulta cuando menos significativa.

La transición de la empresa y su transformación en un fabricante de vehículos totalmente eléctricos forma parte de un “ambicioso plan climático”, con el que pretenden reducir sistemáticamente la huella de carbono del ciclo de vida útil de cada vehículo a través de acciones concretas.

La decisión se basa también, según detallan, “en las expectativas de que los cambios en la legislación y una rápida expansión de las infraestructuras de recarga, accesibles y de alta calidad, aumenten la aceptación de los vehículos totalmente eléctricos por parte de los cliente”s.

Están convencidos además de que el avance de Volvo Cars hacia la total electrificación estará unido a “un mayor interés por la venta online y una oferta más completa, atractiva y transparente para el cliente, bajo el nombre de «Care by Volvo”. Los modelos eléctricos puros solo estarán disponibles online.

Según explican, la aceleración de la estrategia de electrificación de Volvo Cars es también una respuesta ante lo que ellos consideran una “fuerte demanda que han experimentado los vehículos eléctricos puros en los últimos años” (aunque en España la cifra de ventas resulta poco menos que testimonial), así como por la “firme convicción de que el mercado de los motores de combustión será cada vez más débil”.

“Para seguir teniendo éxito, necesitamos un crecimiento rentable. Por eso, en lugar de invertir en un negocio cada vez más pequeño, hemos elegido invertir en el futuro, eléctrico y online”, explica Håkan Samuelsson, director ejecutivo de la marca: “Estamos firmemente decididos a liderar el segmento de rápido crecimiento de los vehículos eléctricos premium”.

El año pasado, Volvo Cars presentó su primer vehículo totalmente eléctrico, el XC40 Recharge, en los mercados de todo el mundo. Hoy mismo la compañía dará a conocer su segundo vehículo eléctrico puro: un nuevo modelo de la serie 40. En los próximos años, Volvo Cars presentará varios modelos eléctricos adicionales. Para 2025, el objetivo es que el 50% de sus ventas globales correspondan a vehículos totalmente eléctricos y el resto a híbridos, y para 2030, que todos sus modelos que comercialicen sean exclusivamente eléctricos.

Contitech
drive
Artículo anterior¿Quién es Jesús Pérez?
Artículo siguienteLas exportaciones del sector resistieron en 2020

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here
Información sobre protección de datos
Responsable: Market Version Press.
Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios.
Legitimación: Tu consentimiento.
Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
Destinatarios: Tus datos se alojarán en los servidores de CDMON 10DENCEHISPAHARD, S.L. (UE).
Contacto: prensa@autopos.es
Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.