Me lo decía Max Margalef, de Emms y presidente de ASER: “¿Te has dado cuenta de que todos hablan ahora de ‘orgullo de pertenencia’, cuando tú fuiste el primero en hacerlo?”…

Se refería a la intervención de Benito Tesier, presidente de la Comisión de Recambios de Sernauto y director general de Brembo, durante la entrega de premios ‘Compromiso a la Sostenibilidad en la Posventa”. Pero luego sería el propio director general de su grupo, José Luis Bravo, el que titulara así su artículo en un medio de comunicación del sector…

Y le dije que me había dado cuenta, sí, pero que lo que agradecía especialmente es que el que se hubiera dado cuenta fuera él. Que le diera valor a nuestra aportación.

Porque esa es nuestra misión: aportar valor al sector de la posventa desde el compromiso. Lo repito mucho, es verdad, pero por lo que cuesta que cale en una buena parte del colectivo distribuidor, la parte que no se para ni un segundo a analizar los medios que conformamos la oferta informativa. Porque si lo hicieran, verían la diferencia. Como Max Margalef. Y tantos otros.

“No está mal que se le reconozca al César lo que es del César, especialmente en un año donde volverá a celebrarse la gala de los premios Trócola, su segunda edición, para volver a aportar ese orgullo de pertenencia a las gentes de nuestro sector”.

Y es que ese “orgullo de pertenencia” tiene denominación de origen, claro que sí. La frase está presente en cada uno de los vídeos que producimos, pero su origen tiene historia. Estábamos preparando los primeros premios Trócola, y le pregunté a la redacción: ‘¿Por qué vamos a hacer lo que vamos a hacer? ¿Cuál es su razón de ser?’. Cada uno expresó su parecer, hasta que con una palmada en la mesa llamé su atención: ‘¡Generar orgullo de pertenencia!’.

De eso se tenía que tratar, de hacer algo que a la gente de nuestro sector le hiciera sentirse orgullosa de formar parte de él. Por eso tenía que trasladar nuestro respeto, cariño y admiración a quienes le debemos lo que hoy es nuestro mercado… y la única forma de hacerlo era que aquello resultara espectacular, como así fue.

“Por eso siempre mi empeño en hacer cosas que contribuyan a sentir orgullo de pertenencia. Porque cuando me preguntan fuera que a qué me dedico, me gusta poder presumir de lo que hago, de cómo lo hacemos y del sector al que se lo dedicamos”, decía en el discurso inaugural de aquella gala… Y ese mensaje caló, hasta el punto de que todos los premiados hicieron alusión a ese concepto. Y no sólo, porque también muchos de los entrevistados para que valoraran el evento se refirieron a que se había cumplido con ese objetivo… Generar ese orgullo de pertenencia que ahora reivindican reconocidos prohombres del sector.

Nos alegramos por ello, por supuesto, pero no está mal que se le reconozca al César lo que es del César, especialmente en un año donde volverá a celebrarse la gala de los premios Trócola, su segunda edición, para volver a aportar ese orgullo de pertenencia a las gentes de nuestro sector. Ese es nuestro compromiso.



Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here
Información sobre protección de datos
Responsable: Market Version Press.
Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios.
Legitimación: Tu consentimiento.
Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
Destinatarios: Tus datos se alojarán en los servidores de CDMON 10DENCEHISPAHARD, S.L. (UE).
Contacto: prensa@autopos.es
Información adicional: Más información en nuestra política de privacidad.